Canal+ renuncia a los derechos de la Ligue 1 y pide una nueva licitación

Canal+ renuncia a los derechos de la Ligue 1 y pide una nueva licitación
La Ligue 1 se queda sin televisión. Maxime Saada,  presidente del consejo de administración del grupo Canal +, pide a la Liga de Fútbol Profesional francesa (LFP) que se abra una nueva convocatoria de licitación para los derechos de la Ligue 1, renunciando a ser una alternativa a Mediapro y retornando los derechos de los partidos que tenía licenciados. Mediapro se había hecho con el 80% de los derechos de televisión del campeonato francés desde la temporada 2020-2021 hasta la 2023-2024 por 814 millones de euros al año pero no cumplió con el pago de 172,3 millones de euros de octubre y tampoco con el de 152,5 millones de diciembre, solicitando una rebaja del valor del contrato. La LFP llevó el caso a los tribunales, y tras un proceso de mediación se llegó a un acuerdo para dar por concluido el contrato con un pago por parte de Mediapro de 100 millones de euros. Canal + parecía llamada a heredar el contrato de televisión de la Ligue 1, ampliando los derechos en exclusiva por los que emitía dos encuentros por jornada hasta la temporada 2023-2024 a cambio de 330 millones de euros al año, según Sport Business. En una entrevista para Le Figaro, Maxime Saada, máximo responsable de Canal +, ha anunciado que devolverá a la LFP el paquete de dos partidos de la Ligue 1 que actualmente emite (sábado 21:00 h y domingo 17:00). Y pide que se lance un nuevo proceso de licitación. “Llegamos a la conclusión por parte de Canal + que a todos los interesados ​​les interesaba pasar por una licitación”, explica Saada, y por ello “hemos enviado una carta a la LFP para informarles de la devolución del lote 3 que beIN Sports nos ha sublicenciado”. A la espera del resultado de esta licitación, y para evitar que se prolongue la retransmisión gratuita de partidos a través de Téléfoot, canal de Mediapro, ofrece a la LFP una “solución técnica universal para seguir los partidos en pago por visión”. Al mismo tiempo, Canal + desmiente que hiciera una oferta privada a la LFP, “después de reflexionar, llegamos a la conclusión de que era imposible pasar por este trámite”, alegando “pérdida de confianza entre Canal + y los responsables del fútbol francés. No nos han tratado adecuadamente en los últimos años”.