¿Cuáles son las 48 playas que han recibido una bandera negra en España y qué problemas tienen?

¿Cuáles son las 48 playas que han recibido una bandera negra en España y qué problemas tienen?
Los cerca de 8. 000 kilómetros de costa que tiene España son muy diferentes. En primer lugar, algunos están bañados por el mar mediterráneo, otros por el atlántico y otros por cantábrico. Además, la manera de cuidar las playas no es igual, algunos gobiernos regionales y ayuntamientos lo hacen de manera ejemplar y respetando el medio ambiente, otros no tanto, y por ello Ecologistas en Acción ha otorgado 48 banderas negras a playas españolas. 

En un documento llamado 'Informe Banderas Negras 2020', la organización señala cuales son las playas que peor situación tienen en la actualidad. Esta lista es la contraria a la que realizan para determinar cuales son las mejores playas en cuanto a condiciones medioambientales, a las que se le otorga la bandera azul. 

Cada provincia litoral cuenta con dos lugares señalados con bandera negra. Los motivos concretos van desde el vertido de aguas y la mala depuración a problemas generados por el urbanismo y la construcción de complejos, así como los problemas derivados de las zonas industriales junto a la costa. 

"Pese a que solo se recogen dos ejemplos, desgraciadamente el listado en cada provincia no está exento de más afecciones que podrían ser mencionadas a lo largo de estas páginas", señalan desde Ecologistas en Acción. Andalucía

La Comunidad Autónoma de Andalucía es la que más provincias bañadas por el mar tiene. Así, en Almería las playas que han recibido este poco amable galardón son la Playa de Deretil, Villaricos, por contaminación industrial y la Cala Siret, también en Villaricos, debido a la presión urbanística. 

En Cádiz, la playa de El Carmen, Barbate, ha recibido la bandera negra por su ausencia de depuradora. Además, también lo ha hecho la playa de Los Lances, debido a amenazas urbanísticas. 

En las costas de Granada, una de sus playas ha sido señalada por contaminación de residuos tóxicos, la de La Rábita, El Pozuelo. La segunda premiada fue la playa del peñón de Salobreña, por problemas derivados de la urbanización. 

Huelva cuenta con un problema de contaminación industrial en su Ría, además de otros derivados de la depuración de aguas en la Ría de Piedras y las playas de Lepe e Isla Cristina. 

Por último, Málaga cuenta también con dos banderas negras: la primera es la playa de Nerja, que cuenta con un problema de mala gestión ambiental debido al impacto de un proyecto urbanístico. La segunda es en el Litoral de Estepona debido a problemas con la depuración de las aguas. Comunitat Valenciana 

Las mediterráneas playas de la Comunitat Valenciana también han recibido banderas negras. En Alicante, la playa de San Gabriel cuenta con unos vertidos tóxicos importantes y el estado de la depuradora está lejos de ser óptimo. Además, los niveles de erosión de la playa de Babilonia, Guardamar del Segura, le hacen ser la segunda 'premiada' de la provincia. 

En la capital, Valencia, la Playa de Les Fonts, Alcosebre, ha recibido la bandera negra por problemas de contaminación, mientras que en las playas del Fortí-Fora y Forat-Cervol, se han generado problemas ambientales debido al nuevo espigón. 

Por último, en Castellón la playa de Medicalia cuenta con problemas de cloración del agua y la ampliación norte del puerto de Valencia ha sido calificada como una mala gestión ambiental, recibiendo la bandera negra. Catalunya

La costa catalana, que puede presumir de grandes paisajes y playas, también ha recibido el 'premio' de la bandera negra en sus costas. En Barcelona, la ampliación del aeropuerto amenaza a la laguna La Ricarda y además cuenta con un problema derivado de la depuración de las aguas residuales en Badalona. 

En Girona los lugares afectados son la costa brava y su plan de urbanismo, que amenaza el equilibrio medioambiental de la zona. Además, otra de sus insuficiencias reflejadas por el organismo es su gestión insuficiente ante temporales como el Gloria, que provocó enormes daños materiales y ambientales.

En la provincia de Tarragona, La Platja Llarga cuenta con serios problemas relacionados con las dunas que protegen la playa, debido a la urbanización y el reciente temporal Gloria, por lo que ha recibido la bandera negra. En la Barra del Trabucador (Delta del Ebro), existen problemas ambientales derivados de la mala gestión, por lo que también lo ha recibido. Galicia

No todas las costas gallegas están en un buen estado. En A Coruña, la playa de Lires ha recibido la bandera negra por contaminación fecal mientras que la playa de Las Delicias lo ha hecho por problemas de gestión ambiental. 

En Lugo, el municipio de San Cibrao se ha llevado la bandera negra debido a la excesiva contaminación producida por la empresa de aluminio Alcoa. La Mariña lucense también la ha recibido por insuficiencias en el sistema de depuración. 

El municipio de Pontevedra ha sido señalado por Ecologistas en Acción debido a su situación ambiental, más concretamente la de su Ría y la atmósfera que le rodea, que cuentan con altos niveles de contaminación derivados de vertidos y emisiones procedentes de las empresas Ence. Por otro lado el puerto de Marín y la obra relacionada con los rellenos, en la que hay varias sentencias judiciales, también ha recibido la bandera negra. Euskadi

En el País Vasco, la provincia de Bizkaia ha recibido la bandera negra en dos lugares turísticos. En primer lugar, el plan de ampliación del puerto en Plentzia, que cuenta con una gran oposición de sus ciudadanos y todavía no se ha ejecutado, pero desde Ecologistas en Acción señalan que los planes propuestos son muy dañinos para el medio ambiente. Por otro lado, San Juan de Gaztelugatxe cuenta con un plan de ampliación del parking que daña el terreno y tampoco respeta la naturaleza. 

La provincia de Gipuzkoa ha recibido la bandera negra en la Isla de Santa Klara, debido a la turistificación y el urbanismo, que ha dañado el medio ambiente. Además, los indices de contaminación son muy altos en Pasai Donibane y necesita un plan de saneamiento urgente. Islas Canarias 

En la isla de Las Palmas, cuentan con un problema de vertidos de aguas fecales de los hoteles Riu de las Dunas en la Zona de Especial Conservación Marina (ZEC) de los Sebadales de Corralejo, por lo que se le ha otorgado la bandera negra. Por otro lado, la excesiva turistificación y el problema de los vertidos en el islote de Lobos, ha provocado que sea señalada por la organización. 

Santa Cruz de Tenerife también cuenta con un problema de vertidos en la de playa de Nea y además su proyecto de construcción del puerto de Fonsalía ha sido señalado como perjudicial para el medio ambiente. Illes Balears

En las islas Baleares, la cala Egos ha sido señalada debido a su insuficiente calidad del agua para bañarse. Además, se ha indicado que la ampliación del puerto de Palma es un ejemplo de mala gestión ambiental, por lo que también ha recibido la bandera negra.   Cantabria

En la Comunidad Autonoma de Cantabria tienen un problema bastante común, el de los vertidos en a playa de Usgo, provenientes de la empresa Solvay. Por otro lado, el relleno de la Marisma de Raos en la Bahía de Santander es un proyecto especialmente dañino para el medio ambiente, y ha recibido la bandera negra. Asturias

En el principado de Asturias los lugares señalados han sido Gijón y su falta de saneamiento de aguas junto con la mala gestión del cormorán moñudo, que ha provocado daños ambientales. Región de Murcia

En las costas de Murcia, la Bahía de Portmán y Sierra Minera cuentan con graves problemas de contaminación industrial, por lo que han recibido la bandera negra. Por otro lado, la contaminación agrícola y la entronización del Mar Menor ha amenazado la existencia de diversas especies marinas. Ceuta

Los problemas que tiene la ciudad autónoma de Ceuta son la sobrepesca y el abandono de la gaviota de Audouin. Además, se ha señalado una mala gestión ambiental en el espacio pelágico costero y la línea litoral de la bahía norte. Melilla

La localidad de Melilla ha sido señalada por Ecologistas en Acción por diversos motivos: uno de ellos es la ampliación de la desaladora y la contaminación que esto está produciendo. El segundo es el mal funcionamiento de la estación de la depuradora de agua, por lo que ha recibido la bandera negra.