Jesús Tortosa: "La salud y el bien común están por encima de los JJ OO"

Jesús Tortosa: "La salud y el bien común están por encima de los JJ OO"
Hablar de taekwondo en España es hablar de los Tortosa. El padre de familia se convirtió en un pionero al lograr el cuarto puesto en los Juegos Olímpicos de Seúl 1988 y su hijo no, Jesús Tortosa Jr. (Alcobendas, 1997), no solo heredó su nombre: repitió ese mismo resultado en Río 2016con solo 18 años. 

Ahora, el joven medallista mundial y europeo ha pasado de ser la gran promesa a erigirse como el referente del equipo nacional y apunta a Tokio 2020 con el reto de cerrar el círculo. . . aunque en el camino se ha topado con la emergencia sanitaria que ha paralizado el deporte y le obliga a entrenarse en su casa por la cuarentena decretada para combatir la propagación del coronavirus. El referente del taekwondo español aprovecha el confinamiento provocado por la pandemia de coronavirus para entrenarse, estudiar. . . y practicar sus habilidades en la cocina. Prueba de ello es este vídeo en el que elabora una receta para chuparse los dedos. El referente del taekwondo español aprovecha el confinamiento provocado por la pandemia de coronavirus para entrenarse, estudiar. . . y practicar sus habilidades en la cocina. Prueba de ello es este vídeo en el que elabora una receta para chuparse los dedos. La crisis se desató con usted a punto de competir. . . en Costa Rica. ¿Cómo lo vivió?

Nos pilló de sorpresa porque estábamos allí, concentrados en la competición. . . pero se canceló a última hora y no hubo tiempo para pensar nada. Volvimos a España y tuvimos que hacer una mudanza rápida desde la Residencia Joaquín Blume del CAR a nuestras casas. ¿Qué se decían entre los compañeros al irse de la Blume?

La despedida no fue muy efusiva porque, en teoría, nos íbamos a casa unos días y pronto nos íbamos a ver de nuevo. No sabíamos que íbamos a llegar a este nivel de no poder ni salir de casa. No sabíamos si iba a ser cosa de un par de días o de una semana. . . así que cogimos lo básico. Preparamos una maleta con un poco de ropa y cuatro cosas que teníamos la habitación, porque no pensábamos que fuera a durar mucho. ¿Cómo lleva el confinamiento?

Psicológicamente no es fácil. Por lo que ves en las redes sociales a la gente se le está haciendo largo y apenas es el principio. En mi caso y el de los deportistas, estamos acostumbrados a estar siempre moviéndonos, a estar siempre activos. . . y ahora resulta que no se puede ni salir a la calle salvo excepciones contadas, como ir a la farmacia o al supermercado. ¿Se le caen las paredes encima?

No, porque desde que decretaron la cuarentena tuve claro que tenía que establecer una rutina de trabajo y mi psicólogo, Pablo del Río, también me lo aconsejó, Fijé unos horarios para aprovechar el día con los entrenamientos y avanzar con los estudios, además de explorar nuevos hobbies. Intento que los días sean lo más normales posibles, por lo que me, levanto a diario a las 8:30h, igual que cualquier día de clase. Después me ducho, estudio dos horas y luego me planteo dos entrenamientos, uno de taekwondo y otro de preparación física. Creo que es fundamental intentar normalizar la situación porque así combatimos la incertidumbre de no saber cuánto va a durar. ¿Ha descubierto algún nuevo hobbie?

Me he aficionado a la cocina. Estoy haciendo un montón de recetas. . . he hecho una decena de entrantes y otros tantos postres. Desde platos relativamente sencillos como las tortillas de patatas, torrijas o tartas de queso hasta otros más complicados como carrilleras. Aparte de los entrenamientos y los trabajos de la universidad, hay bastante tiempo muerto que quería aprovechar, así que he sacado mi chef interior. Siempre me ha gustado la cocina y me gusta mucho el mundo de la gastronomía. . . y además soy fan de MasterChef, así que he pensado ponerme las pilas a ver si me llaman. ¿Cómo se ve afectada su preparación al no poder salir de casa?

Primero, no es lo mismo entrenarse en casa que hacerlo en el Centro de Alto Rendimiento y a eso hay que sumar la inquietud que rodea todo lo que pasa estos días. No obstante, mi padre tiene su propio club en Alcobendas y ha estado toda la vida vinculado al taekwondo, por lo que dispongo de mucho material en casa. También tenemos un garaje grande que hemos adaptado para que pueda entrenarme de la mejor manera. Y, además, mi padre y mi hermano pequeño, que lleva practicando este deporte toda la vida, me van ayudando y al menos puedo hacer algo con ellos. Dentro de lo que cabe la orden de aislamiento no me ha trastocado mucho porque me he adaptado al espacio y al material que tengo para hacer varias cosas a lo largo del día, con gomas, chalecos lastrados o TRX. Jesús Tortosa se entrena en casa durante la cuarentena. JT¿Afecta más no poder entrenarse con normalidad o no poder competir para coger forma?

Las dos son igual de importantes. Había gente que necesitaba las competiciones para clasificarse para los Juegos y también son fundamentales para coger un buen estado de forma. Pero también está el problema de los entrenamientos: te han cambiado tu rutina, la planificación que tenías. . . No sé si una afecta más que la otra pero las dos son importantes. Hay compañeros de otros deportes que critican no poder pasar la cuarentena en espacios preparados para deportistas de élite, como sí se hace en Italia.

Somos deportistas profesionales, pero antes que eso somos ciudadanos de España y tenemos que acatar las medidas que se tomen desde nuestro Gobierno, como cualquier otra persona. Vivimos una crisis sin precedentes que nadie podía imaginarse hace unos meses y que está afectando a todo el mundo, de ahí que sea muy difícil tomar decisiones. Al final, el Gobierno es quien decide, mirando por encima de todo la salud de las personas y del país en su conjunto. Depende del deporte que practiques te afecta más o menos, por lo que entiendo que haya deportistas que busquen soluciones y las propongan, pero de momento debemos adaptarnos a las restricciones que se han establecido por el bienestar de todo el mundo. Para nosotros los JJ OO son nuestra vida y son algo muy importante, porque son cuatro años de trabajo para competir solo unos días, pero la salud y el bien común están por encima de los Juegos. Entiendo la frustración de quien ve que pierde opciones de triunfar, pero yo antepondría la salud de cualquier persona antes que ir a Tokio. El COI quería seguir adelante pero ha terminado cediendo y pospone los Juegos.

Thomas Bach defiendía que es pronto para hablar de la cancelación de los Juegos, pero no ha habido más remedio que retrasarlos. Es una pena, pero probablemente lo mejor para todos porque lo que prima es la salud. En cualquier caso, ahora que han tomado la decisión, seguiremos entrenando como podamos hasta superar esta situación. . . y de ahí en adelante, iremos a por todas. ¿Le agobiaba que se pudieran cancelar o posponer los Juegos?

No. Tengo la mente positiva porque si afrontamos los JJ OO o su preparación con una mentalidad negativa las cosas no saldrán bien, sean cuando sean los Juegos. Intento tener la mente despejada y pensando en positivo y trabajando al máximo en la medida de mis posibilidades, porque la crisis terminará pasando. Una vez todo haya vuelto a la normalidad, habrá que hablar con los entrenadores, que en España son de un nivel altísimo, porque ellos sabrán adaptar la preparación y la planificación y enfocarla para sacar el máximo en el tiempo que tengamos. ¿Sigue apuntando a lo más alto?

La fecha de los Juegos habrá cambiado pero el objetivo no cambia: sueño con el oro olímpico y sé que está al alcance. El taekwondo no deja de ser un deporte donde tenemos la oposición de un rival al que hay que vencer. Si por las circunstancias que estamos viviendo se da el caso de que llego algo peor de forma, tendré que buscar la forma de contrarrestarlo en otros aspectos. Habrá que saber plantear cada combate de una manera y en ese sentido será muy importante la cabeza, ser muy inteligente en el tapiz. Pero el objetivo sigue siendo el mismo.