Un grupo de científicos logra manipular el contenido de los sueños de las personas

Un grupo de científicos logra manipular el contenido de los sueños de las personas
Investigadores del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) en EE UU han desarrollado un dispositivo experimental capaz de manipular el contenido de los sueños de las personas mientras duermen, lo que permite hacerles recordar señales específicas y desencadenar temas y experiencias concretas.

El dispositivo electrónico, denominado Dormio, permite realizar una "incubación dirigida del sueño" (TDI, siglas en inglés de 'targeted dream incubation') durante la primera etapa de sueño en el que las personas experimentan un estado fronterizo de conciencia denominado hipnagogia, y que Adam Haar Horowitz, el neurocientífico que lidera este proyecto del MIT, ha descrito como "flojo, flexible y divergente".

En esta experiencia "inmersiva", la persona es "empujada y arrastrada con nuevas sensaciones como que su cuerpo flota y cae, con sus pensamiento entrando rápidamente y fuera de control", explica Haar Horowitz en un comunicado.

A diferencia de lo que ocurre con la fase de sueño REM, durante la hipnagogia las personas aún pueden escuchar y procesar sonidos, lo que supone una puerta trasera sensorial que permite que funcione la incubación dirigida de sueños.

El dispositivo Dormio consiste en un guante con sensores que detectan cuando una persona se ha quedado dormida. En el experimento realizado con 49 participantes, una señal de audio les inducía a pensar en un árbol. Una vez la persona se ha dormido, el sistema los despierta brevemente para decir lo que les pasaba por la mente mientras dormían.

Según explican los investigadores en un artículo publicado en Science Direct, "la incubación dirigida del sueño es un protocolo para reactivar los recuerdos durante el sueño de una forma que conduce a la incorporación de la memoria específica, o recuerdos relacionados, en el contenido del sueño".

Para Robert Stickgold, director del Centro de Sueño y Cognición del Centro Médico Beth Israel y profesor de psiquiatría en la Facultad de Medicina de Harvard, "Dormio lleva la investigación de los sueños a un nuevo nivel, interactuando directamente con el cerebro soñado de un individuo y manipulando el contenido real de sus sueños".

"Hemos demostrado que la incubación de los sueños está vinculada a los beneficios de rendimiento en tres pruebas de creatividad, tanto por métricas objetivas como subjetivas", sostiene, por su parte, Haar Horowitz. "Soñar con un tema específico parece ofrecer beneficios después del sueño, como en las tareas de creatividad relacionadas con este tema. Esto no es sorprendente a la luz de figuras históricas como Mary Shelley o Salvador Dalí, quienes se inspiraron creativamente en sus sueños. La diferencia aquí es que inducimos estos sueños creativamente beneficiosos a propósito, de manera específica", concluye.