Todo sobre Gab, la red social en la que acaba de registrarse Vox

Todo sobre Gab, la red social en la que acaba de registrarse Vox
A día de hoy, las redes sociales son mucho más que lugares en los que se entretienen los usuarios cuando navegan por Internet. El escándalo de Cambridge Analytica y Facebook y su influencia en el resultado de las últimas elecciones norteamericanas es el ejemplo perfecto de lo que hablamos. La información que aparece en estas plataformas es, en muchos casos, determinante para los ciudadanos a la hora de elegir su voto. Por esa precisa razón, todos los partidos políticos tienen una gran presencia en las redes sociales. Y no es para menos, es una forma barata y eficaz de llegar a una cantidad inmensa de personas. En este sentido, Vox acaba de registrarse en dos redes sociales más: TikTok y Gab después de que le hayan bloqueado el acceso a su cuenta de Twitter. Pero, ¿qué es Gab? Realizamos una radiografía de la, desconocida red social en España, pero no por ello hay que tenerla fuera del foco. ¿Qué es Gab?Gab es una red social creada en 2016 que se presenta como una alternativa a grandes redes sociales como Facebook o Twitter bajo el reclamo de ofrecer una mayor libertad de expresión a sus usuarios. Interfaz de Gab. Tanto Twitter como Facebook cuentan con unas estrictas normas de conducta sobre lo que se puede y no se puede decir. Algo que, aunque a muchos no les pueda gustar, tiene su cierta lógica para que estas plataformas no estén repletas de odio, insultos, amenazas, etcétera. En Gab están abiertos a que cada usuario pueda "controlar su experiencia en sus propios términos". O, en otras palabras, permiten que cada uno pueda decir lo que quiera sin miedo a que le cierren la cuenta. Y cuando decimos cualquier cosa es todo excepto la incitación a la violencia, la pornografía ilegal y la publicación de información confidencial sobre los usuarios. Sin embargo, sí está permitido publicar opiniones racistas, homófobas, sexistas, etcétera. "La red social más prohibida"Como consecuencia de dicha "libertad", la aplicación de Gab para smartphones no puede descargarse ni desde Google Play ni desde la App Store. Aquellos usuarios que quieran usarla tendrán que entrar en su sitio web y descargarla desde allí. Interfaz de Gab. Curiosamente, en su sitio web parecen jactarse de ser "la red social más prohibida de la Tierra". Pese a ponérselo tan difícil a los usuarios para entrar a su red social, ésta ya acumula aproximadamente 800. 000 usuarios activos. En lo referente a su funcionamiento, Gab es bastante parecido a Twitter. Allí, los usuarios podrán leer y publicar mensajes multimedia de hasta 300 caracteres, que reciben el nombre de "gabs". Siguiendo a Trump y BolsonaroQue se ofrezca una mayor libertad de expresión puede sonar bien en un principio, pero también puede ocasionar situaciones muy desagradables. Precisamente, la red social acaparó titulares al descubrirse que el autor del tiroteo de la sinagoga de Pittsburgh, que acabó con la vida de once personas, tenía cuenta en Gab. Robert Bowers, autor del tiroteo, publicó en Gab varios mensajes de odio dirigidos hacia el pueblo judío antes de llevar a cabo la matanza. Su descripción ya hacía presagiar un acto de este calibre, pues rezaba "Los judíos son hijos de Satanás". De hecho, antes de entrar en la sinagoga escribió "No puedo quedarme sentado y mirar cómo masacran a mi gente. Que le den a sus ideas. Voy. " El resto de la historia, ya sabéis cómo acaba. Última publicación en Gab de Robert Bowers antes de la masacre de la sinagoga de Pittsburgh. Entre los usuarios más populares de esta red social se encuentra Richard B. Spencer, un supremacista blanco estadounidense, o Milo Yiannopoulos, ex redactor del medio ultraderechista Breitbart News y bloguero. Una de las corrientes de seguidores más importantes que ha recibido Donald Trump en EEUU. No cabe duda de que Gab se ha convertido en un refugio para aquellos que han sido censurados en otras redes sociales por su discurso, estrategia a la que acaba de sumarse Vox tras su reciente registro. En el momento de escribir estas palabras, la formación política supera los mil seguidores tras solo un día en la plataforma. Quién sabe, quizás su entrada a dicha red social pueda beneficiarles electoralmente, como ocurrió con Jair Bolsonaro, actual presidente de Brasil. Durante la campaña electoral brasileña, Gab se convirtió en uno de los sitios más visitados del país carioca, al mismo tiempo que Bolsonaro era tendencia en dicha red social.